CURRÍCULUM VITAE

El currículum es una pieza fundamental en el universo laboral. A través de los años las tendencias sobre cómo armar un CV correcto y completo fueron cambiando. Por eso, en esta nota te contamos todo lo que tenés que saber antes de arrancar una nueva búsqueda laboral.

El mayor desafío al momento de armar un currículum es plasmar toda la información con respecto a la formación académica y experiencia laboral en un resumen ordenado que permita aplicar a puestos de trabajo en determinadas industrias. Lo ideal siempre es tener un CV base que se pueda ir aggiornando en base a los skills que vayamos adquiriendo.

Pero bien, si se añaden al currículum todos los ítems de la formación académica y back laboral se lograría un documento demasiado extenso. Es por eso que uno de los principales puntos a tener en cuenta para armar un curriculum es ser selectivo con la información que allí se incluya. Para esto es clave analizar el tipo de empleo y mercado al que se desea aplicar y evitar incluir aquellos datos que no sean 100% relevantes.

El concepto de armar un cv no siempre fue el mismo. Anteriormente, todos los curriculums se debían presentar físicamente al momento de la entrevista laboral, y aunque hoy sigue siendo un ítem importante, cada vez es más necesario darle en muchos casos una vuelta digital. Estas son las tendencias 2024 a tener en cuenta antes de armar un CV. ¡Empecemos!

  1.  Menos (casi siempre) es más 

Los reclutadores se enfrentan con currículums a diario y evalúan diversos perfiles para una misma búsqueda. Por ese motivo, es importante ser claro y directo con respecto a la información que se incluya en el curriculum. Es recomendable evitar las amplias descripciones tanto sobre la formación académica como al respecto de la expertise laboral.

  1. No es necesario incluir datos personales 

¿Te acordás de aquellos currículums en los que se incluía desde el estado civil hasta la dirección del domicilio? Ok, ¡eso ya no va más! En la actualidad es preferible obviar esos datos en el currículum o,  antes de sumarlos, preguntarte si realmente son requeridos para el tipo de puesto al que te estás postulando. De todos modos, será un tema que seguramente salga durante la entrevista con los reclutadores.

  1. Atención con el diseño 

El diseño es un punto en el que muchas empresas de talent searching todavía no se terminan de poner de acuerdo. Aunque algunos todavía prefieren la típica hoja en blanco hay otros que defienden el giro creativo al momento de armarlo. Lo ideal sería buscar un híbrido entre estas dos opciones para salir del clásico diseño pero sin ir a algo tan alocado. En muchos sitios web hay miles de plantillas que seguro te pueden ayudar a encontrar la indicada.

  1. La foto sigue siendo importante 

 

Cuando hablamos de que la foto es importante nos referimos a que, si se decide incluir una fotografía, debe ser cuidada y que vaya a tono con el CV. Siempre se trata de evitar aquellas imágenes que hayan sido tomadas en contextos por fuera del ámbito profesional.

 

¡Más allá de estos puntos, siempre es aconsejable estar al tanto de las últimas tendencias para adaptar tu CV a los requerimientos de la industria a la que estés aplicando y así tener más chances!

Verificado por MonsterInsights